Montaditos de berenjena rellenos

Hoy me gustaría enseñaros un entrante sencillo, fácil y rápido de hacer pero sobretodo original.

Normalmente os enseño platos principales puesto que creo que son los platos con más quebraderos de cabeza. Pero en este caso os quiero mostrar una receta que aprendí el otro día en casa de una amiga.

Ingredientes para 5 personas:

  •  2 Berenjenas
  • 6 lonchas de Queso
  • 12 de Salami
  • 100 gramos de Harina
  • 3 Huevos
  • Aceite
fuente: flickr

fuente: flickr

Preparación:

Lo primero de todo debemos cortar la berenjena en rodajas de 1 o 2 cm. Una vez tengamos cortadas todas las berenjenas las dejamos sazonarlas en un plato para que saque todo su jugo y estén mejores. Se deja reposar con sal durante 30 minutos.

A continuación ponemos un trocito de queso y de salami en una rodaja de berenjena y ponemos encima otra berenjena para hacer un mini montadito.

En un bol batimos un huevo o los que creamos necesarios para las berenjenas que queramos preparar  y en otro plato ponemos la harina.

Ponemos a calentar una sartén con abundante aceite. Mientras tanto  vamos pasamos el montadito primero por la harina y después por el huevo. Cuando vemos que el aceite esta lo suficiente caliente ponemos nuestros montaditos de berenjena rellenos por la sartén. Vuelta y vuelta.

Poco a poco se irán haciendo los montaditos y los dejamos en un plato con un papel de cocina para que absorba todo el aceite que le sobra. Podemos añadir alguna especie al gusto como orégano, hierbas provenzalesy al igual que se le puede añadir especias se pueden cambiar los complementos como añadir cebolla caramelizada, salmón, cebolla, tomate…

Se colocan todos los montaditos en un plato y como decoración puedes poner unos tomates cherry en medio con orégano.

Espero que os guste este nuevo entrante.

Si lo preparáis en casa ya nos deciis como os han quedado.

Tartaletas para todos los gustos

Con la llegada del verano, cada vez se hacen más comidas entre amigos o familiares y al final como entrantes ya no sabes que hacer.

Os dejo una esta receta, como siempre fácil y sencilla de hacer y con estas maravillosas tartaletas quedarás estupendamente.

Antes de deciros mi tartaleta favorita, podéis hacer como siempre una infinidad de variedades, yo he probado las de sobrasada con tacos de queso, paté con daditos de tomate, huevo con jamón york y queso, cebolla caramelizada y queso de cabra, salmón ahumado con cilantro, morcilla con queso de cabra, pollo y espárragos verdes…y así hasta que tu imaginación quiera.

fuente: flickr

fuente: flickr

Todas las tartaletas mencionadas anteriormente son igual de fáciles que la que voy a explicar, eso sí, cambiamos los ingredientes y listo.

En este caso os explicaré la de cebolla caramelizada con huevo de codorniz.

Ingredientes:

  • Tartaletas
  • Cebolla caramelizada
  • Huevos de Codorniz
  • Aceite
  • Sal y azúcar

Preparación:

Antes que nada comentaros que la cebolla caramelizada si tenéis prisa se puede comprar ya hecha, por lo tanto, la preparación de las tartaletas se reducirá a 10 minutos, al igual que se puede hacer la masa de la tartaleta o comprarla.

 Si no la compras, lo que debes hacer es cortar la cebolla a trocitos pequeños, añadirlos a un wok con el aceite caliente y a fuego lento. Cuando lleve 5 minutos le añadimos una cucharada de azúcar y media de sal. Se va removiendo y cuando veas que esta doradita la cebolla y blanda puedes retirarla, costara más o menos unos 20 minutos.

Mientras tanto puedes ir encendiendo el horno para que se vaya calentando.

A continuación en una sartén pequeña, vamos haciendo los huevos de codorniz, no los hagáis mucho, puesto que una vez hecha la cebolla y los huevos, lo pondremos todo en la tartaleta y tanto la cebolla como el huevo irán unos minutos al horno para calentarse todo junto y terminar de hacerlo.

Consejo: las tartaletas preferiblemente se comen calientes, por lo tanto, poner todos los ingredientes en el horno 5 minutos antes de servirlas para que estén en el punto crujiente.

Cena para enamorados

Aún queda una semana, pero puede que ya andes barajando posibilidades para una cena romántica en San Valentín. Las posibilidades son infinitas: una velada en un restaurante romántico, un menú con ingredientes afrodisíacos… Pero, si lo que quieres es una cena íntima en casa, preparada por ti, por tu pareja, o por los dos, no te pierdas la propuesta que recogemos a continuación, con el queso de cabra como protagonista.

Primer plato: ensalada con vinagre de frambuesa

  • Ingredientes: brotes tiernos de lechugas variadas, nueces (unos 20 gramos), ¼ de manzana roja, rulo de queso de cabra, un tomate, vinagre de frambuesa, aceite y sal.
  • Preparación: lavamos lechuga, manzana y tomate. Troceamos todo, añadimos las nueces y las rodajas de queso (perfecto si lo pasas unos segundos por la sartén) y aliñamos.
  • Consejo: la manzana se oxida rápidamente, por lo que es conveniente añadirla justo antes de servir el plato.

Segundo plato: solomillo con queso de cabra

  • Ingredientes: solomillo, queso de cabra, cebolla, Microgamingin casinoilla on satoja eri peleja, joiden joukkoon kuuluu netin parhaita hedelmapeleja, huippulaadukkaita kasinopeleja ja paljon muuta mielenkiintoista. azúcar moreno, sal, pimienta y aceite de oliva.
  • Preparación: preparamos en diferentes sartenes el solomillo (con aceite, pimienta y aceite de oliva) y la cebolla (que caramelizaremos añadiendo tres o cuatro cucharadas de azúcar moreno). Puedes pasar el queso por la sartén unos segundos o colocarlo entre el solomillo y la cebolla aún calientes. Delicioso.

Postre: uvas con queso (¡saben a beso!)

  • Ingredientes: uvas y queso de cabra.
  • Preparación: lavamos y pelamos las uvas, cortamos el queso de cabra en trocitos y los unimos con un palillo.

Si necesitas más ideas, ahí van dos últimas propuestas. La primera, pasar directamente al postre. ¿No dicen que el Día de los Enamorados es dulce, dulce, dulce? Pues esmérate con un postre romántico. La segunda es dar una forma especial a tus platos, empleando moldes y otros utensilios de cocina con forma de corazón, no te costará encontrarlos y puede dar un toque original y romántico al menú. ¡Buen provecho, tortolitos!

Ensaladas fáciles de preparar.

Hoy os traemos dos recetas de ensalada muy sencillas de preparar y que están buenísimas.

 

Ensalada de espinacas, frambuesa y queso de cabra

ensalada espinacas

Ingredientes:

150 gr de Espinacas frescas
Nueces
Mermelada de frambuesa
Queso de cabra
Aceite
Sal

 

Elaboración:

Se lavan, se escurren  y se cortan los tallos de las espinacas frescas. Luego abrimos las nueces con un partidor, pondremos unas cuatro o cinco nueces.

Todo esto lo añadiremos al bol donde vayamos a comer la ensalada. Posteriormente añadiremos unas cucharaditas de mermelada de frambuesa, si es posible sin azúcar añadido.

Para finalizar la ensalada cortaremos un trozo de queso de cabra de rulo y lo pondremos encima. Para aliñarla, le pondremos un chorro de aceite de oliva por encima y un poquito de sal.

Ensalada Griega:

Ensalada Griega

Ingredientes para 4 personas:

4 tomates
1 cebolla roja
1 pepino
1 pimiento verde
120 gr de queso Feta
Aceitunas negras
Alcaparras
Orégano
Aceite de oliva
Sal
Pimienta negra

 

Elaboración:

Lavamos los tomates y los cortamos en trozos. La cebolla la cortamos en juliana, el pimiento en tiras y el pepino en rodajas.

Mezclamos todos estos ingredientes en un bol y le añadimos las aceitunas negras, el queso feta en cuadritos y las alcaparras.

Para finalizar la aliñamos con un chorro de aceite de oliva, sal, orégano y pimienta negra.