Las series y la cocina caminan de la mano

Fuente: bubblear

Fuente: bubblear

Seguramente nunca te hayas parado a pensar en la importancia que tiene la cocina dentro de las series de televisión. Algunas de ellas hacen de este elemento una piedra angular para el desarrollo de una serie y otros la utilizan para complementar y ayudar a la formación de la personalidad de un personaje.

homerNingún género se salva. Desde la animación infantil donde encontramos al estridente Bob Esponja, trabajador de una hamburguesería y testigo de las comunes y repetidas dispuntas entre su local y el restaurante del pequeño Plancton hasta la animación para adultos, donde Homer Simpson no puede estar más de 10 minutos seguidos sin comer o series como “Bob’s Burger” (Loren Bouchard, FOX) en la que nos introducimos en la vida de una familia dueña de una hamburguesería, en la que en cada capítulo vemos el especial del día y el resto de establecimientos culinarios de la zona.

¿Qué sería de “Friends” (David Crane y Marta Kauffman, NBC) sin esos famosos capítulos de Acción de Gracias? ¿Quién no recuerda aquel capítulo en el que la comida fue el detonante de que apareciera Brad Pitt en la serie y Mónica cocinó un pavo entero sólo para Joey? ¿O aquella Acción de Gracias en la que Raquel juntó dos páginas e hizo un postre con nata, fresa y carne y guisantes entre otras cosas?

Orange is the New Black” (Jenji Kohan, Netflix) es otra de esas series en las que la cocina tiene un puesto de honor. Muchas tramas de la ficción se apoyan en la cocina de la prisión, y de ahí se va extendiendo poco a poco a los demás personajes, incluso creando arcos argumentales, como cuando cambiaron el proveedor de comida de la cárcel y las presas sufrieron durante largos capítulos las consecuencias.

eatingLo más interesante es que, muchas veces los alimentos ayudan a los guionistas a perfilar la personalidad de sus personajes. ¡Qué sería de la caótica Liz Lemon de “Rockefeller Plaza” (Tina Fey, NBC) sin queso, sus patatas “Sabor de Soledad” y su amor por la comida basura! Esa Liz Lemon que prácticamente estuvo dispuesta a renunciar al amor de su vida por el mejor sandwich de Nueva York. O la política Leslie Knope en “Parks and Recreation” (Greg Daniels y Michael Schur, NBC) que daría días de vida por comer gofres cada mañana.

Pero la cocina no se reduce al ámbito de la comedia. En las series dramáticas encontramos series como “Los Soprano” (David Chase, HBO) donde Carmela cada capítulo servía en su mesa pastas, bocadillos, fiambres y suculentos platos de comida italoamericana que te hacían la boca agua.

No podemos imaginarnos la aclamada “Breaking Bad” (Vince Gilligan, AMC) sin “Los Pollos Hermanos”. Aunque el origen del lugar pudiera resultar un tanto dudoso, los más seriéfilos todavía sueñan con probar ese pollo crujiente que le servían a Walter White cada vez que iba a ver a Gus para hacer tratos no especialmente legales.

tumblr_inline_nsg5usbuxi1qj6js5_500

Pero si lo que queremos es encontrar calidad exquisita, aunque suene un poco macabro, la serie reina del arte culinario es “Hannibal” (Bryan Fuller, NBC). Si, el que es uno de los asesinos más famosos de la historia está cocinando personas, literalmente, pero es que, no vamos a mentirnos, da gusto verle cocinar. Con los platos de la serie asesorados por el famoso chef José Andrés, el canibal más famoso de la historia prepara platos con una técnica y una pinta que hará que incluso te den ganas de probarlos. Échale un vistazo y luego nos cuentas.

Para terminar debes saber que no sólo la comida tiene protagonismo en las series. Muchas veces la bebida cumple la misma función. Es tal la importancia, que incluso se han publicado libros sobre cócteles de series, pero bueno, eso lo dejamos ya para otro día.